Publicado el 20 de marzo de 2018

Suscríbete a nuestra newsletter
Y recibe cada día los 7 titulares de Smart Travel News




Indra y Aena, con la colaboración de ENAIRE, INECO e ISDEFE, han llevado a cabo en el Aeropuerto de Palma de Mallorca una prueba de validación, dentro del proyecto europeo SESAR 2020, para optimizar la escala de las aeronaves en tierra y aumentar la eficiencia y comodidad de los aeropuertos de todo el continente.

El ejercicio consistió en integrar y sincronizar los procesos de trabajo relacionados con la gestión del equipaje y el embarque de pasajeros de movilidad reducida para coordinarlos con la gestión de los vuelos. Esto permitió al personal de tierra tener en cuenta las decisiones que toman controladores y aerolíneas para alinearse mejor con ellos.

Para poder integrar todas estas tareas, el sistema de Planificación de Operaciones Aeroportuarias (AOP) INPLAN de Indra procesó de forma combinada los datos de diferentes sistemas. Se facilitó así la gestión de las operaciones del aeropuerto, incluyendo la escala de las aeronaves y la sincronización de procesos de equipajes y pasajeros.

La fusión de toda esta información aporta una visión unificada de las operaciones, permite detectar posibles problemas con antelación y planificar las tareas para facilitar el embarque y desembarque con la máxima precisión.

Gracias a ello, las aerolíneas reducen el tiempo que las aeronaves permanecen en tierra y ganan una mayor disponibilidad de sus flotas. Por su parte, el aeropuerto saca el máximo rendimiento de sus recursos y puede absorber más tráfico, lo que incrementa sus ingresos. El viajero se beneficia asimismo de una mayor puntualidad y comodidad que contribuye a hacer del avión un medio de transporte más competitivo frente a otras alternativas.

Esta prueba de validación es la continuación de las ya realizadas por Indra y Aena en este mismo aeropuerto para integrar el proceso global del pasajero –facturación, seguridad, control de pasaportes, embarque- con el de la aeronave –asignación de pista, permiso de aterrizaje y despegue, servicios de repostaje, etc-. Se consigue así coordinar tareas cuya gestión ha estado históricamente separada en lo que se conoce como la parte de aire y parte de tierra.

Los resultados obtenidos en la prueba permitirán diseñar nuevos procesos de trabajo y aprovechar las posibilidades que ofrecen las tecnologías de última generación. Este conocimiento se plasmará en requisitos y estándares que seguirá la industria aeronáutica en todo el continente y que marcarán el futuro de la navegación aérea. Una vez completado el proyecto, las mejoras comenzarán a estar disponibles para su adopción progresiva por los aeropuertos de todo el mundo a partir de 2020.

SESAR 2020 es el programa europeo que funciona como pilar tecnológico de la iniciativa Cielo Único Europeo. Su objetivo es modernizar y armonizar la gestión del tráfico aéreo en toda Europa. El consorcio SESAR Joint Undertaking (SESAR JU) fue fundado en 2007 como un partenariado público privado para respaldar este esfuerzo.

El proyecto se enmarca dentro de SESAR 2020, el programa de investigación e innovación que aborda la modernización del cielo europeo y que está dirigido por SESAR Joint Undertaking (SESAR JU), un partenariado público privado que aúna el conocimiento y recursos de toda la comunidad ATM con la visión para definir, investigar, desarrollar y validar tecnología innovadora y soluciones operacionales.

SESAR JU también es responsable de la ejecución de Plan Maestro Europeo de ATM, que define las prioridades de la EU en I+D e implementación. Fundado por la Unión Europea y Eurocontrol, SESAR JU está integrado por 19 miembros, que junto con socios y asociaciones afiliadas representa a más de 100 compañías trabajando dentro y fuera de Europa. SESAR JU también trabaja estrechamente con personal, asociaciones, reguladores, operadores aeroportuarios y comunidad científica.

Indra es una de las empresas europeas con más peso en este programa del que forma parte como socio desde su constitución en 2009.