De cara a los viajeros que buscan reservar un vuelo o una habitación de hotel, Booking.com y Expedia.com se parecen mucho. Sin embargo, ambos se comportaron de manera muy diferente cuando la pandemia de coronavirus paralizó los viajes, gracias a las diferentes estrategias de sus sitios web.

Los ingresos han caído en picado tanto en Booking Holdings Inc. como en Expedia Group Inc. este año. Cada compañía se movió rápidamente para recaudar cerca de 4.000 millones de dólares en la primavera para navegar esta crisis. Expedia terminó el tercer trimestre con el doble de la deuda con la que empezó el año, mientras que Booking terminó con un mayor colchón de efectivo.

Captura de pantalla 2020-11-24 a las 6.32.13

El desequilibrio de efectivo ilustra lo diferente que los dos rivales operaban sus servicios de viajes online. Expedia a menudo recaudaba dinero por adelantado de los viajeros de los hoteles, y cuando los clientes cancelaban, la compañía tenía que devolverles el dinero. Por el contrario, Booking no cobraba por adelantado tan a menudo por las estancias en hoteles, por lo que tenía menos que devolver cuando se producían cancelaciones.

“Si te quedas sin dinero, es como si fueras un ser humano y te quedaras sin sangre. Estás muerto”, dijo el director ejecutivo de Booking, Glenn Fogel, en una entrevista. Al principio de la pandemia, dijo, los ejecutivos de Booking empezaron a considerar modelos financieros para estimar cuánto necesitaban para sobrevivir durante uno o dos años sin ingresos. Booking vendió 4.000 millones de dólares en bonos en abril.

Aunque los ingresos se desplomaron durante el verano y la compañía tuvo que emitir algunos reembolsos, la mayor parte del efectivo que Booking recaudó en la primavera se añadió a sus reservas. Booking tenía 11.200 millones de dólares en efectivo al 30 de septiembre, unos 4.000 millones más que el 31 de marzo.

Las OTAs pierden un 10% de cuota de mercado en Europa

Expedia, que generó cerca del 80 por ciento de los ingresos de Booking en 2019, tenía un menor colchón de efectivo antes de la crisis y quemó gran parte de los fondos recaudados en la primavera.

Ambas compañías dijeron que no esperan recaudar más dinero en un futuro próximo. Los ejecutivos creen que la noticia de las vacunas Covid-19 hará que la gente se entusiasme más con los viajes. Este mes, Pfizer Inc. y Moderna Inc. dijeron que las vacunas que están probando tenían una eficacia del 95% y 94,5% respectivamente.

Expedia había estado trabajando en una reestructuración antes de Covid-19, en febrero estableciendo planes para recortar unos 3.000 de sus 25.400 puestos de trabajo. Una vez que la pandemia golpeó, los ejecutivos elevaron sus objetivos de reducción de costos hasta 750 millones de dólares desde 500 millones, dijo Peter Kern, CEO de Expedia. La empresa está trabajando en nuevas herramientas que requieren menos personal en sus operaciones de servicio al cliente.

Las OTAs celebran la investigación antimonopolio sobre Google

Por su parte, Booking dijo en agosto que reduciría su fuerza laboral global de 26.400 personas, un 25 por ciento, y está desarrollando un nuevo producto de pago para el mercado de alquileres de vacaciones. “Todavía tenemos que crear nuevas y mejores cosas porque tenemos competidores que lo están haciendo cada vez mejor”, dijo Fogel.

Información original publicada en Fox Business


O recibe nuestro boletín en un mensaje diario de WhatsApp. Añade a tus contactos el número +34646572336 y envía un whatsapp con la palabra ALTA.

También puedes escuchar nuestro podcast diario en SoundCloud, IVOOX, Spotify, Apple Podcasts y Google Podcasts.

Smart Travel News utiliza el banco de imágenes de Freepik.