La situación actual, marcada por los rebrotes, está provocando un aumento continuado de las reservas de última hora, al mismo tiempo que las cancelaciones siguen siendo altas. Como consecuencia es muy difícil planificar la gestión de los alojamientos en temas como personal, suministros o materiales.

Estas son algunas de las conclusiones que ha arrojado un estudio realizado por Rusticae, en el que se ha analizado el comportamiento de sus clientes durante los últimos meses, y la previsión de sus siguientes pasos.

Dicho estudio sobre la venta online de los alojamientos, entre hoteles, casas de alquiler completo y apartamentos que forman parte de este sello de calidad, revela que desde el 1 de enero y hasta el 31 de julio de 2020, el número de reservas realizadas frente a la misma fecha del año anterior es un 55% más bajo. Solo de la venta online, estos establecimientos se enfrentan a pérdidas medias por alojamiento de 100.000€ en los siete primeros meses del año con respecto a 2019.

“Estos son los datos de hoteles independientes y pequeños, en su mayoría, que deben de hacer frente a una situación dramática. Mucho se está hablando de las pérdidas del sector turístico, pero casi siempre se habla de grandes cadenas o del sector en general, pero no de la pequeña hotelería, tan importante por tantas razones”, explica Rubén Pérez, director de Distribución de Rusticae.

Asimismo, los precios se mantienen con respecto al año anterior, y es que los hoteles del Club no han optado por bajar los precios, por lo general. “Nosotros, si no llegamos a un mínimo cerramos. Lo preferimos a malvender el producto o no cubrir los costes”, comentan desde Casa Palacete 1822 de Granada.

Por su parte, desde La Alcoba del Rey de Sevilla, explican que “un hotel boutique como el nuestro tiene unos costes salariales mayores que los hoteles normales por la personalización y atención al cliente que dedicamos, por lo que no podemos abrir con poca ocupación”. Este es uno de los ejemplos de que incluso algunos establecimientos han optado por mantenerse cerrados hasta septiembre, esperando que la situación para entonces sea mejor.

Otra de las cuestiones importantes para los establecimientos es que las estancias medias son más cortas que el año pasado, y es que la incertidumbre actual no facilita las reservas de larga estancia.

Apuesta por la seguridad

La totalidad de los establecimientos pertenecientes a Rusticae han tenido claro, desde el principio, que su gran apuesta pasa por reforzar los protocolos de limpieza y desinfección, y extremar las medidas de distancia y seguridad, “para ofrecer a nuestros huéspedes la máxima seguridad que se pueda tener”, aseguran desde Hostería de Guara en Huesca. También en Huesca, el Hotel Barosse explica que “están sintiendo la compresión y la colaboración de los clientes del hotel con toda la nueva situación”.

En esta línea se creó hace meses el sello Compromiso Rusticae, bajo el desarrollo de cinco ejes estratégicos: Clientes informados; Personal capacitado; Procesos operativos actualizados; Espacios responsables y Equipos comprometidos.

El Compromiso Rusticae tiene como objetivo mejorar la experiencia de los huéspedes del Club, en alojamientos responsables y sostenibles, gestionados por profesionales comprometidos con la calidad y el bienestar de sus clientes.


O recibe nuestro boletín en un mensaje diario de WhatsApp. Añade a tus contactos el número +34638463078 y envía un whatsapp con la palabra ALTA.

También puedes escuchar nuestro podcast diario en SoundCloud, IVOOX, Spotify, Apple Podcasts y Google Podcasts.

Smart Travel News utiliza el banco de imágenes de Freepik.