Hasta la fecha, Airbnb es una de las grandes ausentes en el buscador de alquileres vacacionales de Google. Sin embargo, la firma Koddi ha detectado las primeras pruebas de Airbnb en un contexto mucho más familiar para los hoteles: Google Hotel Ads.

Anunciarse en una plataforma de metabúsqueda no es un proceso simple y directo. Requiere un feed de tasas/disponibilidad, una estructura de URL, alguna forma de seguimiento analítico, un feed de contenido y algunos medios para monitorizar y ajustar las ofertas. Estas primeras incursiones de Airbnb en Google Hotel Ads demuestran que alguien ha hecho una inversión consecuente para colocar todas estas piezas en su sitio.

Esta primera prueba puede estar controlada por la estructura corporativa de Airbnb, pero también por un usuario individual de Airbnb que desee aumentar la exposición de su negocio.

Cada anuncio de Airbnb que ha aparecido en Google Hotel Ads tiene de momento un único factor en común: todos los anuncios estaban controladas por el mismo usuario. Esto puede significar que no se trata de un cambio en las fuentes de generación de leads corporativos de Airbnb, sino más bien de las acciones de un usuario individual en Airbnb.

La llegada de anuncios de Airbnb a Google Hotel Ads plantea algunas consecuencias para los hoteles. El más evidente sería una reducción en el número de clicks. Los usuarios de Google que están familiarizados con la marca Airbnb pueden ser más proclives a hacer click en estos anuncios.