De acuerdo con los datos recogidos por el Observatorio Nacional del Turismo Emisor (ObservaTUR), un 17,2 por ciento de los españoles tomará sus vacaciones a partir del 1 de septiembre. Este porcentaje supone dos puntos más que el pasado año, que fue del 15 por ciento.

Por comunidades, los valencianos serán un año más quienes en mayor medida —cerca de un 20 por ciento— disfrutarán de su descanso laboral en este periodo. Este porcentaje se sitúa por encima del de los ciudadanos andaluces y catalanes (tres y cinco puntos, respectivamente) y superan con amplitud al número de ciudadanos madrileños y vascos que prefieren estas fechas.

Los vascos, en todo caso, son quienes han previsto un mayor gasto para sus vacaciones, con un promedio de 801 euros, por delante de los catalanes (759€), valencianos (742€) y madrileños (714€). Recordemos que la media nacional de gasto para las vacaciones de 2019 era de 714 euros.

Según ObservaTUR, algo más del 60 por ciento de los españoles que viajarán en septiembre disfrutarán de un tiempo vacacional que oscilará entre una semana completa y 12 días.

Un hecho que llama particularmente la atención en este informe es que, en septiembre, los viajes culturales superan a los de sol y playa: tres de cada 10 optarán por la vertiente cultural; dos de cada 10 seguirán prefiriendo los destinos de agua salada.