Ryanair anunciará a partir de ahora sus estadísticas de emisiones de CO2 de forma mensual. A lo largo del mes de mayo, la compañía ha operado con una media de 66g de CO2 por pasajero y kilómetro.

Ryanair cuenta con el índice de ocupación más alto (96%) y una de las flotas más jóvenes del sector (con una media de 6 años), que le permite operar con la media más baja de CO2 por pasajero y kilómetro en la industria de aerolíneas en Europa.

En la actualidad, cuenta con un nivel de 67g anuales de CO2 por pasajero y kilómetro, significativamente más bajo que el de sus competidores europeos. Además, la compañía se ha comprometido a reducir sus emisiones hasta llegar a un nivel inferior a los 60g por pasajero y kilómetro para 2030 – tal y como apunta en su política medioambiental (disponible en este enlace).

La aerolínea ha reducido sus emisiones de CO2 por pasajero y kilómetro de 82g a 67g (un 18% menos) a lo largo de la última década, mientras que sus competidores con tarifas más elevadas como Lufthansa, British Airways y Air France-KLM generan más de 120g por pasajero y kilómetro.

El compromiso medioambiental de Ryanair incluye una inversión de más de 20 millones de dólares en una flota de 210 nuevos aviones Boeing 737 ‘Gamechanger’, que se entregarán entre 2019 y 2024. Este modelo permitirá transportar un 4% más de pasajeros, así como reducir un 16% el gasto de combustible y generar un 40% menos de emisiones acústicas.

Los niveles de CO2 por pasajero y kilómetro es el criterio más transparente que permite medir las operaciones de todas las aerolíneas en Europa. Ryanair comunicará sus emisiones de CO2 de forma mensual, demostrando su compromiso con el medioambiente y animando a otras aerolíneas europeas a seguir su ejemplo.

Kenny Jacobs, de Ryanair, ha comentado que “Ryanair es la aerolínea más verde y limpia de Europa. Operamos con la flota más joven y los índices de ocupación más altos de la industria, alcanzando los 67g anuales, la mitad en comparación con los niveles de emisión de otras grandes aerolíneas del sector europeo”.

Como parte de nuestro compromiso con el medioambiente, invertiremos más de 20 millones de dólares en una flota de 210 nuevos aviones Boeing 737 ‘Gamechanger’. Este modelo permitirá transportar un 4% más de pasajeros, así como reducir el gasto de combustible un 16% y las emisiones acústicas un 40%”.