Es pronto para calcular con cierta exactitud cuánto puede costarle a Marriott el robo de información de 500 millones de clientes de la cadena Starwood que se hizo público la semana pasada.

La directora financiera de la hotelera, Leeny Oberg, asegura que los precedentes de ciberataques no sirven como referencia para lo sucedido en Marriott. “Sabemos que habrá costes materiales asociados a esta situación, pero no podemos hacer suposiciones basándonos en lo que le ha sucedido a otras compañías anteriormente”.



Tal y como informa Bloomberg, Marriott hizo público el pasado 1 de diciembre que los datos personales de hasta 500 millones de huéspedes habían sido expuestos.

El hackeo afectó el sistema de Starwood Hotels & Resorts, que Marriott adquirió por 13.600 millones de dólares en 2016, y en algunos casos expuso datos de tarjetas de crédito, números de pasaporte e información de cuentas de fidelización.

La compañía podría enfrentarse a multas y gastos de litigio por valor de 200 millones de dólares, y podría gastar alrededor de 1 dólar por cliente para notificar a las víctimas y proporcionar servicios gratuitos de monitorización de datos, según una estimación realizada por Morgan Stanley la semana pasada.

Marriott todavía está investigando el alcance del ataque y está en proceso de notificar de cada situación concreta a sus clientes. La compañía asegura que pondrá en marcha un servicio de seguimiento online, y que también cubrirá el costo de reemplazar los pasaportes. en el caso de que sea necesario.

Aumentan los incidentes relacionados con seguridad digital en los hoteles españoles

Según un informe realizado por la firma Trustwave Holdings, una empresa de seguridad de la información, la industria del alojamiento es el tercero más afectado por los ciberataques.

Es común que los ladrones se dirijan a los lectores de tarjetas de crédito en los ataques en los puntos de venta, al igual que sucede con las campañas diseñadas para engañar a los empleados de recepción para que descarguen software malicioso.

Hilton, Hyatt e InterContinental Hotels Group han sido blanco de ataques en el pasado, aunque la brecha del Marriott es la mayor hasta ahora en términos de huéspedes afectados.

Artículo completo en Bloomberg