El ministro de Energía, Turismo y Agenda Digital, Álvaro Nadal, ha acudido a la reunión anual del consejo del Comité de Turismo de la OCDE, celebrada en París, donde ha señalado que la sostenibilidad es clave en el modelo turístico español y que nuestro país está alineado con las cinco prioridades establecidas por la OMT en este Año Internacional del Turismo Sostenible para el Desarrollo.

En primer lugar, la política española busca un crecimiento económico inclusivo y sostenible a través del turismo. Nadal ha recordado que el Gobierno trabaja por un crecimiento turístico desconcentrado y desestacionalizado que busca diversificar la oferta y atraer un nuevo perfil de turista con mayor propensión al gasto. Para ello, se apuesta por la digitalización del sector, la reconversión de destinos maduros y el apoyo de destinos emergentes.

Desde el punto de vista de la inclusión social, el empleo y la reducción de la pobreza, el ministro ha hecho hincapié en las medidas adoptadas para combatir la estacionalidad en las contrataciones en el sector, así como en los programas de ayudas a las escuelas de formación turística y de hostelería.

En cuanto al tercer pilar de la OMT, el uso eficiente de los recursos, la protección del medio ambiente y el cambio climático, Nadal ha anunciado el lanzamiento de una Línea de Eficiencia Energética dotada con una financiación de 100 millones de euros, de los que 30 millones irán dirigidos, por primera vez, al sector de la hostelería.

El ministro ha subrayado además que España atesora un gran patrimonio histórico y artístico que contribuye al fomento de los valores culturales y la diversidad, la cuarta prioridad de la OMT. En este sentido, Nadal ha puesto como ejemplo el apoyo a la red de Ciudades Patrimonio de la Humanidad y la existencia de la red de Paradores de Turismo, con 95 establecimientos en todo el territorio nacional.

Por último, el ministro ha destacado el papel del turismo como vehículo para el entendimiento mutuo, la paz y la seguridad. Nadal ha hecho alusión a los atentados de agosto en Cataluña y ha señalado que, aunque todavía es pronto, todo parece indicar que han tenido un efecto prácticamente nulo en los flujos turísticos.

Para finalizar su discurso, Álvaro Nadal ha asegurado que el mundo cambia a gran velocidad y que el turismo puede ser un sector maduro y tradicional o puede sumarse a las dos revoluciones del siglo XXI: la eficiencia energética y la digitalización.

Te puede interesar

El Ministerio de Agenda Digital aprueba dos programas para impulsar la transformación digital de las pymes

La digitalización es la asignatura pendiente de las empresas españolas

La digitalización como elemento diferenciador en la restauración

Suscríbete a nuestro Newsletter


Al suscribirte al newsletter aceptas la política de privacidad