Consumidores en Acción (FACUA) considera que la multa que el Ministerio de Fomento contempla imponer a la compañía aérea Ryanair tras la cancelación de unos 2.000 vuelos hasta finales de octubre es ínfima en comparación con el alcance del daño y el número de afectados, que sólo en España rondarían los 98.000.

El ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, anunció la semana pasada la apertura de un expediente contra la compañía irlandesa que, en función de la valoración que la Agencia Española de Seguridad Aérea (Aesa) haga de las infracciones cometidas, podría cerrarse con una sanción de hasta 4,5 millones de euros. “Las sanciones más graves”, dijo el ministro, “pueden ascender hasta cuatro millones y medio de euros, pero le corresponde a Aesa establecer la gravedad”.

Es la cifra que la Ley 21/2003, de 7 de julio, de Seguridad Aérea, establece, en el artículo 55.2, para las infracciones muy graves, cuyas sanciones pueden oscilar entre los 250.001 euros y los 4,5 millones. Pero si se tiene en cuenta que Ryanair ha cancelado 520 vuelos con origen o destino en España y que cada uno de esos vuelos iba a transportar a 189 pasajeros (la compañía sólo tiene en su flota el modelo Boeing 737-800), hay que concluir que el número de afectados podría rondar los 98.000.

En este sentido, de imponerse a Ryanair la máxima sanción, la multa sería el equivalente a unos 46 euros por pasajero cuyo vuelo ha sido cancelado en España. FACUA entiende que la multa no estaría en consonancia con el daño causado por la compañía, ni aun en el caso de que el Gobierno optara por considerar la infracción como la más grave.

La asociación cree que la sanción a Ryanair no puede ser la misma, con independencia de si cancela 50 vuelos o 500. Por este motivo, FACUA entiende que el Gobierno debería plantearse si existe la posiblidad de considerar cada vuelo cancelado como una infracción e imponer, en tal caso, tantas multas como vuelos con origen o destino en España que hubieran sido cancelados, con la valoración que en su caso realice la Agencia Española de Seguridad Aérea (Aesa).

Kenny Jacobs, portavoz de Ryanair, ha pedido “una vez más, sinceras disculpas a todos y cada uno de los 315.000 clientes cuyos vuelos originales fueron cancelados a lo largo de 6 semanas en septiembre y octubre. Más del 97% de los pasajeros afectados ya han sido reubicados en vuelos alternativos, e instamos al 3% restante – menos de 10.000 pasajeros – a contactar con Ryanair para informarse sobre vuelos alternativos y opciones de reembolso”.

“No se han cancelado más vuelos por este fallo en la planificación en el roster, y nuestro índice de puntualidad en esta primera semana ha crecido hasta llegar al 96%, mientras seguimos trabajando para solventar este problema. Hemos incorporado personal extra de atención al cliente, que está respondiendo a todas las solicitudes de los clientes que han resultado afectados, y estamos tratando de resolver todos los problemas que les hayamos generado. Pedimos nuevamente sinceras disculpas”.

Te puede interesar

Ryanair asegura que ha contactado con todos los pasajeros afectados por las cancelaciones

Ryanair achaca las cancelaciones a un error en la planificación de las vacaciones

La nueva política de equipajes de Ryanair para evitar retrasos

Suscríbete a nuestro Newsletter

Al suscribirte al newsletter aceptas la política de privacidad