El lunes de la semana pasada, personas en todo Estados Unidos volvieron sus ojos (protegidos) hacia el cielo para el evento astronómico de toda una vida: un eclipse solar total.

Cuando la sombra de la luna cruzó los Estados Unidos, más de 1.300 fotógrafos voluntarios (como Vivian White y Steven Madow) capturaron imágenes de la débil atmósfera externa del sol: la corona.

Google ha utilizado esas imágenes para crear “algorítmicamente” una vista continua de la corona durante la hora y media que el eclipse era visible desde la Tierra (mucho más tiempo de lo que era posible antes).

Hoy Google ha compartido una película que recoge este recorrido del eclipse.

Suscríbete a nuestro Newsletter