HomeAway ha elaborado una encuesta entre propietarios de viviendas vacacionales a nivel internacional (España, Europa y Estados Unidos para conocer la realidad y la visión de los mismos como parte protagonista en el mercado del alquiler en España.

Entre sus principales conclusiones destaca que uno de cada cinco propietarios se ha incorporado al mercado del alquiler vacacional hace menos de un año. Este estudio también concluye que el 42 por ciento de los encuestados utiliza los ingresos obtenidos para mantener la vivienda y sus instalaciones, mientras que el 27 por ciento lo utiliza para gastos de la vida cotidiana y el 21 por ciento para el pago de la hipoteca –el 8 por ciento lo utiliza para abonar íntegramente la hipoteca, apunta el estudio–. Además, algo más de un tercio de los propietarios encuestados gastan cada año 500 euros o menos en su vivienda de alquiler.

El 45 por ciento de los encuestados afirma que menos del 25 por ciento de sus ingresos anuales derivan del alquiler de su casa de vacaciones y solamente el 27 por ciento afirma que los ingresos generados cubren hasta la mitad de su hipoteca y sólo un 8 por ciento afirma cubrir la totalidad de su hipoteca.

De hecho, a la hora de preguntar por la educación de sus hijos, el 70 por ciento confirma que los beneficios económicos obtenidos no sirven para pagar los estudios de sus vástagos. Es importante resaltar que para el 10 por ciento de los encuestados, el alquiler vacacional supone del 26 al 50 por ciento de sus beneficios anuales.

Tiempo empleado en la vivienda vacacional: Familia y mantenimiento, principales variables

Otra de las principales conclusiones del estudio, apunta a que el 41 por ciento de los propietarios no ha estado en el último año en su vivienda de alquiler, mientras que un 10 por ciento afirma haber estado una semana o menos frente al 7 por ciento afirma haber estado durante 4 semanas en su propiedad. Si se les pregunta qué les impulsaría a quedarse más tiempo en su vivienda de alquiler, las vacaciones –para el 18 por ciento–, menos trabajo y los compromisos familiares para el 15 por ciento de los encuestados o la apuesta para el mantenimiento de la casa para mejorar los ingresos –un 12 por ciento– son los principales motivos.

Uso personal e inversión a largo plazo: Motivos para adquirir una vivienda vacacional

El 24 por ciento de los encuestados afirma que la principal razón para adquirir una vivienda vacacional fue para uso personal o casa de vacaciones, mientras que el 22 por ciento lo considera como inversión a largo plazo. El 19 por ciento afirma haber adquirido la propiedad con la intención inicial de alquilarla a terceros mientras que el 11 por ciento la toma como un futuro hogar para la jubilación.

Captura-de-pantalla-2017-08-23-a-las-19.52.58.png

De hecho, el 40 por ciento de los propietarios encuestados comenzó originalmente a alquilar su segunda propiedad para cubrir parte de sus gastos, mientras que el 23 por ciento de los propietarios afirma que comenzó a alquilar su segunda vivienda porque quería generar beneficios. Para el 8 por ciento era su objetivo principal con el fin de maximizar las ganancias.

Verano 2017: previsiones optimistas de ocupación manteniendo los precios

En lo que respecta a los precios de las viviendas vacacionales, la mayoría de los propietarios mantendrá los precios en comparación al verano del año pasado . Es más, un 23 por ciento tiene previsto aumentar sus tarifas. En el caso de que la estancia coincida con grandes eventos (festivales, conciertos, conferencias…), el 77 por ciento de los propietarios no suele incrementar tampoco los precios de su alojamiento.

Según Juan Carlos Fernández, director general para el sur de Europa de HomeAway, “el hecho de que uno de cada cinco propietarios se haya incorporado al mercado del alquiler vacacional hace menos de 1 año, nos indica que el sector del alquiler vacacional continúa creciendo. Además, los propietarios invierten los ingresos generados en la mejora y el mantenimiento la propiedad y sus instalaciones. Esto indica que apuestan por ofrecer una oferta de calidad y cuidada al viajero para que durante sus días de vacaciones se sientan como en su propia casa”.