Expedia ha recibido una multa de 1 millón de euros por parte de un tribunal francés y se le ha ordenado que deje de exigir la “paridad tarifaria” a los hoteles a raíz de un recurso interpuesto por el gobierno en París.

La sentencia del Tribunal de Apelación de París, hecha pública el pasado 21 de junio, considera ilegales las cláusulas de paridad aplicadas por la OTA en los contratos con los hoteleros.

Tanto Expedia como su filial Hotels.com ha recibido orden de cesar garantías de paridad de tarifas hoteleras.

El recurso fue interpuesto por el ministerio económico francés tras un fallo del tribunal comercial en 2015 en una demanda del gobierno alegando un “obstáculo indebido a la libertad comercial de hoteles” por parte de la compañía estadounidense que se remonta a 2013, antes de la aprobación de la Ley Macron cuyo espíritu era fulminar la existencia de dichas cláusulas de paridad.

Roland Heguy, presidente del sindicato francés de hostelería y restauración UMIH, ha calificado la decisión como “una muy buena victoria para los 17.000 hoteleros franceses”.

Por su parte, Expedia ha afirmado que apelará la decisión del tribunal, ya que defiende que éste “no ha interpretado correctamente la ley”.  La compañía asegura que se realizaron los cambios pertinentes en sus contratos con los hoteleros en Francia a la luz de la decisión de 2015, entendiendo que las llamadas cláusulas de paridad de Expedia no perjudicaban a los hoteles.

Noticia original en Travel Weekly.

Suscríbete a nuestro Newsletter