Hyperloop Transportation Technologies (HTT) y Carbures han comenzado a construir la primera cápsula de transporte de pasajeros del futuro. Según informa la compañía en un comunicado, tras tres años de trabajo, HTT ha firmado un contrato con Carbures, empresa experta en la fabricación de piezas y estructuras de materiales avanzados de construcción aeronáutica y aeroespacial, como proveedor de las cápsulas del Hyperloop fabricadas en materiales compuestos como la fibra de carbono.

Hyperloop es un sistema basado en tubos para transporte inter e intra-urbano. La extracción de aire en un tubo permite el transporte de cápsulas de alta velocidad. El sistema mantiene la comodidad del pasajero mientras que acelera las cápsulas con seguridad a 1.223 kilómetros por hora.

Hyperloop utiliza una combinación de energía alternativa fotovoltaica, eólica, cinética y geotérmica para asegurar la sostenibilidad y el bajo coste. Este conjunto de fuentes de energía, combinado con una construcción acelerada y de bajo precio, permite que Hyperloop se desarrolle rápidamente y genere rentabilidad sostenible, a diferencia de la mayoría de las modalidades de transporte.

Como ejemplo práctico, Hyperloop Transportation Technologies anunció recientemente la firma de un acuerdo con la ciudad de Toulouse para abrir una instalación para el desarrollo y pruebas de tecnologías relacionadas con Hyperloop.

Como parte de este acuerdo, la ciudad está proporcionando una instalación de 3.000 metros cuadrados. Este acuerdo se produce poco después del anuncio de HTT de haber superado los 100 millones de dólares en inversión.