No es de extrañar que las compañías de viajes tengan dificultades para competir con el grupo Priceline, matriz de marcas como Booking.com o Kayak. La compañía invirtió una cifra récord de 3.137 millones de euros en marketing el año pasado.

Google fue el principal destinatario de esta inversión, tal y como confirmó Priceline esta semana en la presentación de sus resultados económicos para 2016.

El grupo Priceline, que cubre las marcas Booking.com, Priceline, Kayak, Agoda, Rentalcars y Opentable, aumentó su desembolso en publicidad en un 27 por ciento entre 2015 y 2016.

De acuerdo con las partidas individuales de gastos en la presentación de la compañía, el gasto en publicidad llegó a ser casi 25 veces más que su inversión en tecnología de la información durante 2016.

En declaraciones a analistas durante las ganancias del Grupo Priceline, el director financiero Dan Finnegan aseguró que la búsqueda orgánica es todavía importante en su estrategia de marketing, a pesar de la aparición de nuevos canales como Facebook.

Google es el mayor canal publicitario de la compañía, dice Finnegan, con el grupo “satisfecho con los resultados que estamos viendo allí”.

Respecto a la publicidad en Facebook, el CEO Glenn Fogel dice que los equipos de marketing del grupo continúan trabajando con el gigante de las redes sociales para “mejorar sus productos” y aumentar su inversión en marketing en esta plataforma.

“Siempre estamos buscando socios que nos puedan ayudar, traernos más clientes que nos permitan un ROI más alto y que vuelvan después a nosotros directamente. Para Facebook es todavía muy temprano”, asegura Fogel.

El mayor rival del Grupo Priceline, Expedia, invirtió 4.075 millones de euros en publicidad en 2016, un aumento de casi 1.000 millones de dólares en los últimos doce meses.

Noticia original en Tnooz.

Suscríbete a nuestro Newsletter