El Clúster Turismo de Galicia, que agrupa al 95 por ciento del sector turístico gallego, ha celebrado el anuncio de la Xunta de Galicia de la aprobación del Decreto de ordenación de los apartamentos turísticos, viviendas turísticas y viviendas de uso turístico que ha hecho público el Consello de la Xunta y en el que la principal novedad es la creación de la categoría de viviendas de uso turístico, que permitirá amparar este tipo de alojamientos dentro del sector turístico.

“Desde el conjunto del sector siempre hemos defendido la necesidad de que toda la oferta de alojamientos esté reglada”, explica el presidente del Clúster de Turismo de Galicia, Francisco González, que recuerda que “esta normativa ha sido redactada y consensuada con el sector turístico y permitirá al segmento de las viviendas de uso turístico beneficiarse de las sinergias del conjunto del sector y de los canales de comercialización turística de los que hasta ahora estaban excluídos”, explicó.

En este sentido, el presidente del Clúster recordó que esta normativa viene por fin a ofrecer un marco legal a una oferta turística existente y en crecimiento, pero que hasta ahora no tenía ningún marco turístico legal. “La nueva normativa permitirá ahora que todo aquel que quiera participar en los canales turísticos lo pueda hacer, contribuyendo a crear una oferta regulada y de calidad que nos beneficia a todos, porque el turismo somos todos y debemos trabajar conjuntamente”.

La normativa se adapta así a las nuevas realidades del mercado turístico, garantizando tanto la calidad y la seguridad de los usuarios que opten por este tipo de alojamiento, como la igualdad de condiciones con las otras tipologías de establecimientos, como los apartamentos turísticos o las viviendas turísticas, que ya estaban legisladas.

Con la puesta en marcha de la figura de las “viviendas de uso turístico” se le da un amparo legal a aquellas empresas o particulares que deseen comercializar su alojamiento como turístico (en portales tipo Booking) y viene a aclarar definitivamente los diferentes modelos de negocio, dando opción a que se arrende este tipo de alojamientos dentro del arrendamiento de vivienda de uso particular, como hasta ahora o dentro de los canales turísticos, que hasta ahora le eran ajenos, pero siempre dentro de una oferta regulada que ataje algunos de los problemas que se asocian a las prácticas de alquiler de viviendas particulares para usos turísticos como la competencia desleal o la falta de transparencia fiscal.

Cabe recordar también que el Decreto establece, además de la regularización de las viviendas de uso turístico, novedades en cuanto al ordenamiento de los apartamentos turísticos y las viviendas turísticas, introduciendo modificaciones sugeridas por el sector y adaptadas a las realidades del sector, circunstancia que hace que este Decreto sea recibido con satisfacción por parte del conjunto del sector turístico.

Suscríbete a nuestro Newsletter


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *