Expedia y el centro St. Jude’s Children’s Research Hospital, situado en Memphis, mantienen ya una larga relación. Cada año, la agencia online pide a sus clientes que donen parte de sus puntos de viaje al centro.

Este año, la empresa decidió hacer algo un poco diferente y comenzó una iniciativa llamada “Dream Adventures,” una experiencia inmersiva de realidad virtual que permitió a Expedia ayudar a los niños de St. Jude a viajar por el mundo. Como parte de la campaña, los puntos de Expedia se pueden convertir en un valor monetario y ser donados a St. Jude.

“El objetivo de la iniciativa era llevar la alegría de los viajes a los niños de St. Jude”, explica Vic Walia, senior director of brand marketing en Expedia. “Nos pareció que no había mejor público para este proyecto que niños con imaginación, apasionados y grandes soñadores que no han podido viajar en la realidad”.

El uso de la realidad virtual permite crear una escena de 360 ​​grados. Expedia se asoció con 180LA, una agencia de publicidad, para diseñar una experiencia totalmente interactiva en la que los niños pudieran explorar su entorno, dirigir las acciones de los empleados de Expedia en el lugar y sumergirse en la experiencia.

Walia asegura que realidad virtual hizo que los niños se sintieran como si hubieran visitado realmente su destino, un sueño que no habría sido posible a través de cualquier otro medio.

Artículo original en Paste.